Viajar en otoño

El otoño nos regala un tiempo único para disfrutar en familia
Estirar el verano hasta las primeras hojas y ocres del otoño, escaparse una vez éste anuncie que ha llegado para quedarse, disfrutar en familia de esos primeros fines de semana con la mochila del cole todavía liberada del peso del curso, alargarlos con los puentes que nos regala la estación hasta diciembre, contarles la vida a pie de monumento con un legado tan rico que nos convierte en el segundo país del mundo en Patrimonio de la Humanidad UNESCO, respirar el curriculum escolar diverso en montes y ríos, pueblos y ciudades, castillos y palacios, reservas y atalayas, apurar un tiempo especial para compartir que pasa y no regresa.

Viajar en Otoño en familia, buscar el norte de la felicidad con la brújula hacia cualquier lugar. Porque lo que realmente importa aquí además del destino es sobre todo compartir el camino que recordaremos siempre. La intangibilidad de las vivencias, del turismo familiar que se convierte en turismo emoción, es lo que al final perdura en el tiempo para cerrar los ojos y con una sonrisa esta vez, sí, regresar, para convertirse en animada tertulia de sobremesa recordando anécdotas y lugares.

Feliz vuela al cole y disfrutad de este tiempo único para viajar en familia. No esperes a que crezcan ;)

Marina IZQUIERDO